Sorrell: “Hay que romper WPP”

LinkedIn LinkedIn
El millonario hombre de negocios inglés, fundador y Executive Chairman de S4 Capital, comparte con Insider su perspectiva acerca del futuro de uno de los grupos globales más poderosos de la industria publicitaria, que él mismo creó desde cero. De eso se trata esta imperdible nota realizada por Patricio Cavalli, fundador de la consultora Cavalli Insights y docente de UCEMA.

Vayamos al hueso. ¿Funcionan los grandes grupos publicitarios tal y como fueron concebidos en los años ’80 y ’90? Por “funcionar” no hablamos ni de talento, ni de facturación, porque ninguna empresa que no tenga una de las dos variables económicas esenciales dura más de un período fiscal en operaciones.

Funcionar es, en el contexto de Covid-19, pandemia y cuarentena global, algo más que retener talento, facturar, dar servicios y generar alguna ganancia post-ROI, post-EBITDA para los accionistas. Funcionar es tener sentido, hacer sentido y poder proyectarse en el futuro más allá de las circunstancias actuales.

¿Qué hacer, por ejemplo, con WPP? Un conglomerado con, bueno, ya sabemos gente, tantas y tantas agencias, tantos millones y millones de facturación anual, todos estos clientes y bla bla bla. “Romperla”, dice Sir Martin Sorrell, su ex-CEO y Fundador.

“La rompería en varias unidades estratégicas, porque ya no tiene propósito”. Es decir: en el futuro no va a servir para nada. Básicamente, después de lo que considera el “error que la pobre WPP cometió” al vender su posición accionaria en Globant, lo cual la llevó a perder “cerca de mil millones de dólares, algo extraordinario.” El asunto es, dice Sorrell, agua bajo el puente, pero no tanto.

Sorrell sigue siendo uno de los principales accionistas individuales del grupo y perfectamente puede adoptar una “doctrina Buffet” accionaria, transformarse en un “activist shareholder” y convencer a algunos de los restantes accionistas institucionales de actuar hacia el quiebre de la compañía.

Considerando que menos de la mitad de las acciones están en manos del público general (42% a 2018), y que entre los accionistas institucionales están entre otros, no menos que Macquarie Investment Management, Macquarie Investment Management Business Trust y Strategic Advisers LLC, el quiebre del grupo es un escenario en el horizonte. ¿Complejo? Sí. ¿Imposible? No. ¿Mejor para los accionistas? Depende. Y esa última opción, en un mundo de inversiones en declinación y ganancias cada vez más magras, es el fósforo que puede detonar el arsenal.

Ahora, de hacerlo, ¿cómo dividiría Sorrell su ex-imperio publicitario? Las opciones, en el video que sigue:

 

Compartir.