El comercio tradicional se reinventa a través del eCommerce

LinkedIn LinkedIn
Las estrategias mixtas, basadas en la integración del canal tradicional con el canal online, constituyen la tendencia para adaptarse al escenario actual y vender más.

El comercio electrónico fue el de mayor dinamismo durante los últimos 6 meses. Según cifras de CACE, el primer semestre del año representó un incremento del 106% con respecto al mismo período 2019. En el primer semestre 2020 se vendieron 92 millones de productos a través de 54 millones de órdenes de compra. 

Los argentinos se volcaron al canal online por necesidad y el panorama es que este hábito de consumo continúe y se incremente, por lo que el eCommerce representa una gran oportunidad en la reactivación económica del país y para las empresas.

El comercio tradicional se ha visto afectado, pero existen en el mercado oportunidades para ser parte del “boom del eCommerce”, integrándose como parte del ecosistema.

HOP, empresa de tecnología que ofrece envíos de paquetería de compras online, brinda a los comercios tradicionales una estrategia que captura y materializa de forma rentable la sinergia entre los dos canales. Al convertirse el comercio en un punto HOP, no solo recibe un ingreso por paquete entregado, sino también tráfico a su comercio. Una vez que esté allí el consumidor, dependiendo de la oferta del lugar podrá realizar las compras que necesite.

“Antes de la pandemia el foco estaba en maxiquioscos, pequeños comercios a la calle, farmacias y estaciones de servicio. Hoy sumamos además grandes superficies como supermercados y centros comerciales. La idea es brindar beneficios tanto para el comercio como para el consumidor, en una estrategia mixta donde se da la unión del comercio tradicional y el electrónico, afirmó Damián Navarro, Gerente de Negocio de HOP. 

Es cierto que con la pandemia, la circulación de personas por los comercios ha disminuido y también es importante evitar las aglomeraciones, pero esta alternativa permite al comercio:

  • Incrementar los ingresos: a través de la entrega de paquetería.
  • Sumar tráfico a la tienda: que se traduce en ventas relacionadas que el consumidor pueda realizar en el negocio.
  • Comunicación directa con el cliente: con la visita a la tienda se pueden dar a conocer actividades, promociones u otras novedades uno a uno.

Y al consumidor:

  • Ahorrar dinero: ya que las tarifas de este método de envío de paquetería son un 30% más bajas que las tarifas de operadores tradicionales.
  • Ahorrar tiempo: el paquete se encuentra disponible para retiro a las 24 horas que la empresa lo recibe.
  • No esperar por el envío: se puede recoger el paquete según la conveniencia en el punto de retiro que se ajuste a la rutina o a lo que necesita hacer. Por ejemplo ir al supermercado y retirar la compra online al tiempo.

No se trata sólo de tener los dos canales de venta, sino de que ambos se retroalimenten y ofrezcan una experiencia de usuario  que permita fidelizar al cliente. “De esta manera le ofrecemos al comercio tradicional la oportunidad de incrementar sus ingresos e integrarse al ecosistema digital de forma genuina, siendo un eslabón de gran valor para que la compra se convierta en una experiencia memorable y satisfactoria”, añadió el vocero.

Sin duda, los negocios online son una fuente de oportunidades para empresas donde todavía hay mucho espacio para explorar y crecer.

 

Compartir.