Derribamos 5 mitos acerca de los emprendedores

LinkedIn LinkedIn

Los emprendedores nacen con un talento especial, son más inteligentes que el promedio de la gente, les encanta el riesgo, son mayormente indisciplinados y construyen empresas por sí solos. Todas estas afirmaciones son falsas, según estudios de la Massachusetts Institute of Technology (MIT). En esta nota, te explicamos por qué.

1

El primer mito es que los emprendedores nacen, no se hacen. Algunas personas creen que hay un “gen emprendedor”.  Este es un pensamiento tanto equivocado como derrotista. Claramente hay ciertas habilidades que pueden llegar a aumentar las posibilidades de éxito empresarial, pero no son cuestiones de “selección natural” sino habilidades tales como gestión, ventas, etc. Estas habilidades no están genéticamente dotadas para unos pocos afortunados. Se pueden aprender. Así que no hay que dejarse llevar por el llamado gen del emprendedor. Este gen no ha sido y no será encontrado.

2

El segundo mito sobre los emprendedores es que los individuos, por si solos, son los que comienzan empresas. Si bien el empresario como héroe solitario es una narración común, es solo eso, un relato. Si miras detrás de la cortina de la mayoría de las historias de éxito, encontrarás un equipo diversificado de fundadores, quien logró que las cosas sucedieran trabajando  juntos. Los equipos comienzan compañías y cuanto más grande el equipo más pueden llegar a aumentar las probabilidades de éxito. Siempre y cuando todos empujen para el mismo lado. Entonces, construir el equipo de tus sueños con más fundadores que comparten tu visión equivale a una mejor oportunidad de éxito.

3

El tercer mito es que los emprendedores son las personas “más inteligentes de la sala de reuniones”. Con frecuencia este no es el caso. Es poco probable que los emprendedores hayan sido los mejores estudiantes de su clase. Esto no significa que no sean inteligentes. Lo que los distingue es que tienden a enfocarse en algo que los fascina, y se enfocan exageradamente en eso, con una persistencia voraz. Como resultado, sus resultados son un reflejo de sus intereses y esfuerzos. El enfoque y la dedicación hacen que los empresarios sean exitosos.

4

El cuarto mito es que a los emprendedores les encanta el riesgo. En la mayoría de los casos es todo lo contrario. La mayoría de los empresarios exitosos no disfrutan los juegos de azar. ¿Por qué ir a un casino donde no tienen control? Los grandes emprendedores prefieren la toma de riesgos inteligente. Maniobran para eliminar el mayor riesgo posible y solo toman riesgos calculados donde sienten que tienen una ventaja y pueden influir en el resultado. Se trata de gestionar el riesgo y saber qué hacer al respecto, no de jugarse sus sueños en una mano de poker. 

5

El quinto mito es que los empresarios son indisciplinados. Por el contrario, empresarios exitosos debe tener autodisciplina extrema porque tienen pocos recursos y una cantidad finita de tiempo para tener éxito. Los empresarios deben ser mucho más disciplinados y comprometidos, que los empleados, no menos.

¿Estas de acuerdo que los puntos anteriores son mitos? ¿Con que rasgos te sentís identificado? ¿Que aspectos estás dispuesto a cambiar para emprender?

Compartir.